¿Los productos Mio tienen precisión al realizar actividades como levantamiento de peso, crossfit y entrenamiento de intervalos de alta intensidad?

¡Depende! Los productos Mio usan un sensor óptico para medir el volumen de sangre en las venas. Tu volumen de sangre cambia con el latido del corazón; se aplican algoritmos sofisticados para determinar qué carte de ese cambio es debida al bombeo de sangre que realiza el corazón, y qué parte es debida al movimiento del brazo. Los algoritmos de Mio se han refinado a lo largo de los años; si corres, practicas ciclismo o realizas otro tipo de actividad rítmica, tu dispositivo Mio reconoce rápidamente la actividad y puede indicar el ritmo cardiaco con la precisión de un electrocardiograma.
 
Si realizas una actividad que involucre movimientos de los brazos más irregulares (como tenis, boxeo o intervalos de pliometría), la señal de tu ritmo cardiaco es más difícil de filtrar. De todos modos, con ese tipo de ejercicios suele ser más interesante controlar el ritmo cardiaco durante el periodo de recuperación entre series, y en esos casos tu dispositivo Mio funcionará de maravilla. Pero si necesitas girar la muñeca y ver el ritmo cardiaco exacto en mitad de un set, round o intervalo, puede que la medición óptica del ritmo cardiaco no sea la tecnología ideal para ti. Muchos clientes de Mio obtienen resultados fantásticos durante este tipo de actividades, pero no podemos garantizar que la medición del ritmo cardiaco vaya a ser tan precisa como al correr o practicar ciclismo.
 
Para asegurarte de conseguir los mejores resultados posibles, recomendamos seguir estos consejos:
  • Colócate el dispositivo Mio más arriba en el brazo para que no interfiera con los movimientos de la muñeca.
  • Asegúrate de que tu dispositivo esté bien ajustado al brazo. No tiene que estar muy apretado, basta con que no se mueva.
  • Prueba a colocarte el dispositivo Mio poniendo el sensor en en la parte interior del antebrazo, en lugar de la parte exterior de la muñeca.